Cómo el esquiador y leyenda de #HomePro Philipp Klein se hizo viral sin salir de casa

Lo pedimos y Philipp Klein respondió. El esquiador fuera de pista, fotógrafo y cineasta de 28 años inspiró un movimiento viral con la animación fotograma a fotograma que presentó al desafío #HomePro con el título "Freeride At Home". 

Cuando no está creando y embarcado en una aventura, Philipp trabaja en planificación de ventas para el fabricante de vehículos SEAT. En cambio, cuando está creando y en una aventura, Philipp captura contenido como la foto siguiente, que se alzó con un GoPro Award. Este premio es el motivo por el que tiene precisamente la cámara HERO7 Black que usó para grabar Freeride At Home. 

El ganador del desafío #HomePro Philipp Klein comparte su historia sobre cómo se hizo viral.

Estaríamos encantados de divertirnos aunque fuera la mitad que Philipp todos los días. Es un tipo que transmite buenas vibraciones en todo momento. Mantuvimos una charla con él para que nos hablara sobre su vida antes y después de #HomePro, además de conocer los entresijos de la realización del vídeo Freeride At Home.

En resumen, Philipp dice que conectó su cámara a la aplicación GoPro, la sujetó con cinta adhesiva al techo y empezó a capturar lentamente sus movimientos. 

"Una función estupenda que puede pasar desapercibida para muchos en la aplicación GoPro, y que resulta superpráctica para la animación fotograma a fotograma, es que puedes deslizar las imágenes con mucha rapidez", explica Philipp. "Esto me permitió simular la animación fotograma a fotograma después de cada foto y saber si tenía que repetirla o podía usarla".

Puedes ver los detalles de todo el proceso en el vídeo de YouTube anterior. Pero si quieres conocer un poco más de Philipp, a continuación tienes su historia tal y como nos la contó:

Normalmente, suelo estar de acá para allá y paso casi todos los fines de semana esquiando, escalando o practicando montañismo, así que necesito algo perfecto para esas ocasiones, que sea resistente, compacto y ligero. Desde que tengo esta HERO7 Black, he podido publicar mucho más contenido, especialmente vídeos, gracias a la asombrosa estabilización.

Justo antes del confinamiento en España, tenía billetes para viajar a Francia y esquiar allí durante una semana con mi familia. El mismo día que España entró en confinamiento el 16 de marzo, podría haber subido a un autobús y viajado a Francia, pero ya no me parecía práctico, ni ético, ir a esquiar mientras había personas luchando por sobrevivir en mi país. Por eso decidí quedarme, incluso aunque Francia seguía abierta, y perder el dinero de las reservas. Simplemente no me parecía adecuado irme en ese momento. 

Como estaba en casa, seguí trabajando y centrado en mantenerme activo, como si la vida normal siguiera su curso: trabajar, entrenar, tocar la guitarra, leer, etc. Según pasaban los días, empecé a recibir montones de vídeos divertidos de personas practicando deportes de exterior en casa. Pensé que era genial y que me encantaría hacer uno, pero no quería hacer lo mismo que todos los demás. Tenía que ser original y positivo. Era importante para mí que el resultado final transmitiera un mensaje positivo, porque quería conseguir que mis familiares y amigos se olvidaran de la situación sanitaria actual y se animaran un poco. Estaba cansado de las malas noticias y quería cambiarlas repartiendo sonrisas.

No me obsesioné con ello ni me sentí presionado. Solo pensé que, si se me ocurría una idea original, haría un vídeo. Pocos días después, la idea me vino a la mente y, de repente, solo podía pensar en ese proyecto. Era como si el cerebro me ardiera, intentando planificar si podría llevarlo a cabo y cómo adaptarlo a los medios limitados que tenía. Me llevó un día dar con la historia adecuada, que fuera divertida, alegre, sencilla y con un mensaje positivo: quédate en casa. 

Esperé a que entrara buena luz en casa y me puse manos a la obra. Tuve que mover los muebles, configurar la cámara (la HERO7 Black pegada literalmente con cinta al techo), ponerme el equipo de esquí y grabarlo todo solo. Sentí que me moría de un golpe de calor, pero me divertí muchísimo. Muchas cosas se desarrollaron como estaban planteadas en la historia, pero también tuve que improvisar para adaptarlo según si funcionaba o no. Después de seis horas, tenía todo lo necesario.

Luego, estuve cuatro horas editando en Final Cut Pro, donde pasé la mayor parte del tiempo con la edición de sonido. Quería que, al cerrar los ojos, pareciera una aventura en la montaña real.

Cuando publiqué el vídeo, fue literalmente una bomba. Ni por asomo me esperaba esa cantidad de tráfico. Sabía que había hecho algo bueno y que el resultado estaba muy cerca de lo que tenía en mente, pero nunca pensé que llegaría así de lejos tan rápido. No paran de llamarme importantes agencias de noticias para hablar. Es algo asombroso, aunque sé que lo viral desparece tan rápido como llega, así que espero volver a mi vida "normal" pronto. 

Mi última reflexión sobre la pandemia sería: céntrate en lo positivo, ya que es la única forma de emplear este tiempo en reconectar en lugar de añorar que vuelva la rutina "normal". En definitiva, todos hemos dicho eso de "si tuviera más tiempo, podría…". Pues bien, ahora tenemos ese tiempo y es cosa nuestra cómo aprovecharlo.

 

¡Bien dicho, Philipp! Puedes seguir las futuras aventuras de Philipp en YouTube y @philippklein. Y si te sientes inspirado, puedes participar en el desafío #HomePro en los GoPro Awards.